PSE 12

“Si no fallamos de vez en cuando, es señal de que no estamos haciendo nada muy innovador”

Woody Allen

En su momento, partimos de una hipótesis para crear nuestra idea de negocio y llevamos ya mucho trabajo hecho dándole vueltas y más vueltas; pero con toda la información de la que disponemos después de estos meses, debemos hacer un último esfuerzo y considerar si es necesario darle una “vuelta de tuerca más“. A través de este proceso del Proyecto de Simulación Empresarial has recibido mucha información y se hace imprescindible utilizar esta información y reconsiderar si es necesario pivotar si ahora detectamos que algo no termina de funcionar.

Hay muchas razones por las que podemos decidir pivotar, por ejemplo:

  • Hemos elegido mal a nuestro cliente objetivo. Puede ser debido a muchas razones: el cliente no tiene el problema que queremos solucionar, las soluciones actuales ya le satisfacen, no paga por solucionar el problema….
  • No estamos ofreciendo una propuesta de valor atractiva a nuestro segmento de clientes.
  • No hay mercado suficiente. Por ejemplo, puede ser un mercado mucho más pequeño del que creíamos originalmente.

Si se decide pivotar, esto se hará únicamente en base a un aprendizaje validado (y no basado en otra hipótesis o suposición). Pivotar no significa, necesariamente, hacer un cambio radical, en numerosas ocasiones un pequeño cambio puede ser la clave del éxito. Por último, hay que ser consciente de una premisa: pivotar no es fácil, requiere de una reflexión profunda, de un análisis promenorizado del proceso seguido…

Es posible que, a través del desarrollo del PSE ya hayas pivotado (mucho o poco). Con el siguiente lienzo te propongo que reflexiones sobre lo que has pivotado (o tienes que hacerlo), en qué medida, las razones que lo justifican…

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close